Uso inteligente de las tecnologías de la información

Educar o prohibir en la red, el debate sobre los “informers”

Por Andrea Alfaro

 

En los centros educativos se está poniendo de moda crear páginas llamadas “informers” o descargarse aplicaciones como gossip, para poder cotillear de forma anónima, enviar mensajes sin identificarse y enterarse de lo que se “cuece” en sus facultades o institutos. Sin embargo,  el problema que ha acarreado este anonimato es que algunas personas lo han aprovechado para insultar a otras, acosar o para decir infundios. En ellas se pueden leer mensajes como “A. O. te la chupa de puntillas si quieres” o “Se rumorea que en primero de bachillerato hay tres homosexuales”.

En algunos centros, estos comentarios han desembocado en peleas fuera de las aulas y en denuncias, e incluso facebook en un principio se planteó cerrarlas, puesto que muchas están alojadas dentro de esta red social.

Sin embargo, en un centro de bachillerato en cuyo “informer” se habían escrito varios insultos referidos a profesores/as, en vez de prohibirlo, decidieron organizar cursos donde “se explicaba a l@s alumn@s que la libertad de expresión puede herir  la sensibilidad de la gente”, puesto que en opinión de l@s docentes del centro, cerrar la página no era la solución al problema.

Las nuevas tecnologías han traído la globalización y en consecuencia, que nuestros actos tengan una repercusión infinita, pero también nos han facilitado una nueva forma de comunicación, de aprendizaje, que es necesario que sepamos manejar.

Cada día se crean nuevas aplicaciones, de hecho, ya existe informer.cat para agrupar a todos los “informers” de las universidades catalanas, y seguramente en algún ordenador ya se estará creando una nueva aplicación o página para comunicarnos, por ello, como decidieron en el instituto donde se organizaron los cursos, lo que debemos hacer es tratar de concienciar a l@s jóvenes de que la libertad de expresión no significa tener libertad para vejar a los demás, para no respetarlos, sino para intercambiar opiniones, hablar libremente sin necesidad de insultar a otros, además de que tienen que ser conscientes de que lo que está escrito queda ahí y que quizás en un futuro tengan que hacer frente a lo que hicieron en su día.

Los padres y las madres también deben hablar con sus hij@s y tratar de ponerles en el lugar del otro para que puedan ver las consecuencias de estos actos, y solo así podremos beneficiarnos de las nuevas tecnologías evitando un mal uso de ellas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Volver arriba